El blog de Manolo Rodríguez

Los likes de Facebook y los favoritos de Twitter matan los comentarios en los blogs

COMPARTIR
, / 3244 26
Los likes de Facebook y los favoritos de Twitter matan los comentarios en los blogs

Cuenta la leyenda que la primera vez que se liaron, allá por abril de 1953, Luis Miguel Dominguín y Ava Gardner (en esos momentos casada con Frank Sinatra), el torero se levantó de la cama nada más acabar de hacer el amor y comenzó a vestirse raudo y veloz. La actriz, extrañada por la actitud de su amante, le preguntó desnuda desde la cama: “¿A dónde vas ahora?”. Dominguín, con esa sonrisa de pillo que tenía, le respondió mientras se subía la cremallera de su pantalón: “¿A dónde voy a ir? ¡A contarlo!”.

Pues, señoras y señores, la web 2.0 va de eso. De contarlo y de compartirlo. Porque está bien eso de darle (cada vez menos) al botón del ‘me gusta’ de Facebook o marcar (cada vez más) un tweet como favorito cuando os ha gustado un post de un blog. ¿Pero ahí se acaba toda la relación entre nosotros? (Eso fue lo mismo que debió pensar Ava Gardner cuando vio a Luis Miguel Dominguín saliendo de su cama a la velocidad del rayo). Pues no. Los que escribimos en blogs queremos un poco más de cariño. Queremos que el Dominguín de turno se quede un rato más en la cama con nosotros.

¿Y cómo? Dejando, por ejemplo, un comentario en el blog. No vale con que escribáis un simple “¡Qué bueno!” en Facebook o “¡Ha estado muy bien!” en Twitter. ¿Os imagináis que una vez que el Dominguín o la Gardner de turno acabasen la faena en vuestra cama y mientras se están vistiendo os digan con una sonrisita: “¡Ha estado muy bien!”. “¿Cómo coj… que ha estado muy bien?”, le gritaríais a la cara. “Con lo que me lo he currado…”.

Los likes y los favoritos se agradecen, nadie dice lo contrario, pero es como si el Dominguín o la Gardner de turno os diesen una palmadita en la espalda tras un revolcón de los que hacen época. ¿O no? Porque los ‘me gusta’ de Facebook y los favoritos de Twitter están acabando con los comentarios de los blogs. ¿O es que vuestras madres no os dijeron que hay que ser educados y que cuando vais a una casa que no es la vuestra se debe saludar?

¿Sois mancos?

¿O es que sois mudos, mejor dicho, mancos? Decid algo, por dios, que si no fuera por el contador de visitas parecería que nadie entra en nuestros blogs. Decid algo, que el bloguero de turno ha tardado su tiempo en escribir el artículo (éste no, que no ha necesitado mucha investigación, salvo el año en el que Dominguín y Gardner comenzaron su relación, más de sexo que de otra cosa). Porque si no le hacéis ni un cariño no va a saber si la faena ha estado bien. Es lo mismo que pensó Ava Gardner.

Anda, venga, intentad dejar un comentario en un blog cuando leáis un post que os haya interesado (y si no os ha interesado y creéis que es una bazofia, también). Anda, curráoslo un poquito. Y no vale un “¡Qué bueno!” o “¡Ha estado muy bien!”. Os vuelvo a contar lo que sentiríais si os lanzasen esos piropos descafeinados el Dominguín o la Gardner de turno tras una noche de sexo descontrolado. Pues eso.

Y además de contarlo (con un comentario en el blog), compartidlo, que para eso los blogueros llenamos nuestros blogs de botoncitos para compartir en las redes sociales pese a lo horrorosos que quedan.

Contad y compartid, malditos,contad y compartid, que lo que no se cuenta y no se comparte se disfruta a medias. Y si no que se lo digan a Luis Miguel Dominguín.

 

PD. La anécdota con Ava Gardner la contaba el propio el torero, aunque luego decía que se la había inventado.

 

26 Comentarios

  • Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: Cuenta la leyenda que la primera vez que se liaron, allá por abril de 1953, Luis Miguel Dominguín y Ava Gardner (en esos momentos casada con Frank Sinatra), el torero se levantó de la cama nada más acabar de hacer el amor…

  • Arantxa dice:

    Pues ya que lo pides, y desde luego lo mereces, ahí va mi comentario: Tienes toda la razón, los “blogger” os lo curráis un montón y además de entretenernos, nos enseñáis, cosa que siempre es de agradecer. Así que muchas gracias por este “post” “tironcito de orejas” y por el blog en general. Personalmente, me resulta muy interesante y útil.
    Saludos

    • Manolo Rodriguez dice:

      Biennnnn Arantxa. Has sido la primera en romper el fuego. Y eso también se agradece. También me alegro de que no siente mal el “tironcito de orejas”, porque uno nunca sabe…

      Saludos
      Manolo

  • Mara de la Hoz dice:

    Estoy de acuerdo. A veces se desmoraliza uno porque, aunque tiene constancia por las analíticas de que tu blog se lee y de que tiene repercusión, los lectores no hacen comentarios. Y lo cierto es que ayudarían mucho para saber si va uno por buen camino o se está equivocando de medio a medio. Llevar un blog, como bien dices, es un esfuerzo añadido al trabajo. Aquí dejo mi comentario, porque estoy de acuerdo y porque también sufro el silencio de los lectores (salvo en un post en el que se me ocurrió tocar el tema de Cataluña y ahí si que saltaron como fieras sobre mi cuello. País de exaltados).

    • Manolo Rodriguez dice:

      Jaja. Tienes razón Mara. Si quieres repercusión habla te temas polémicos. Pero creo que no es lo mejor. Gracias por el comentario.

  • Pues el tema de los comentarios es muy díficil arrancar un comentario a un lector de mi blog, les haces un llamado a la acción que si les ha gustado el artículo lo comenten y bueno lo que hacen es compartirlo en Twitter, facebook y otros, pero que pasa con el debate, parace que todo termina allí. Es al final como que ha sido gratis, me llevo la información y ni gracias, ni detalle de agradecimiento, poco o nada de ello. Tienes mucha razón con esto de los comentarios. Parece que los blogs son la cenicienta del marketing online cuando es donde es una herramienta que genera más audiencia alrededor de tu marca, generas tu tribu. está tribu debe participar para que la conversación continue, el tema se enriquezca y crezca a base de otras opiniones. La conversación de be continuar siempre, en esto estoy de acuerdo. Este es mi comentario. Sr intelligenius

    • Manolo Rodriguez dice:

      Sr Intelligenius gracias por dejar tu comentario. Estoy totalmente de acuerdo con lo que escribes. Es cierto que el debate sería más enriquecedor si los visitantes dejasen comentarios en el post, pero tampoco podemos obligarlos a que lo hagan. Paciencia.
      Saludos

  • Abel dice:

    Pues opino que tienes mucha razón. Los que estamos empezando en esto a veces vemos buenísimos artículos, gran cantidad de actividad en redes sociales alrededor del mismo, y ningún comentario. Y piensas ‘entonces, ¿es tan bueno como me ha parecido a mí, o no?”. Esta todo tan enfocado a la inmediatez que pensamos que con dar clic a un Me gusta ya está todo hecho.
    Tomo nota y me pongo como propósito personal ser más generoso con los artículos que me llamen la atención.

    • Manolo Rodriguez dice:

      Gracias Abel, pero tampoco te lo tomes como un trabajo (jeje). Ya sabemos (yo incluido) que cuesta escribir un comentario en un post. Muchas veces porque no tenemos más que añadir y con un retuit o un me gusta ya estamos premiando ese contenido.

      Saludos.

  • ecofaca dice:

    Es cierto que los comentarios son cada día más escasos, pero también que se busca y se encuentra la viralidad, el difundir fuera del blog el artículo del blog y los que escribimos somos los primeros responsables.

    Los comentarios en el propio blog son alimento interno mientras la difusión en redes es alcance, es crecimiento de los seguidores, es influencia y posicionamiento y, sobre todo, es difusión de nuestras ideas.

    Lo que no es justo es pedir a nuestros lectores que hagan comentarios en el blog y que posteen en todas las redes sociales, cuando nosotros somos los primeros en postear fuera.

    • Manolo Rodriguez dice:

      Hola Ecofaca. Estoy totalmente de acuerdo con tus dos primeras ideas, pero creo que hay que matizar la segunda. Creo que es justo pedir a los lectores que hagan un comentario en el blog (después ellos son muy libres de dejarlo o no, la inmensa mayoría de las veces no lo hacemos, yo me incluyo). Y claro que nosotros somos los primeros en postear fuera para conseguir más audiencia. De lo contrario sí que no nos leería nadie. Una mezcla de las dos cosas sería lo ideal.
      Saludos

  • Maria dice:

    Que razón tienes… Solo si la gente comparte los posts se queda uno con la sensación de que se ha leído entero. Vamos a creer que la gente es tímida para opinar ;), por consolarnos…

    • Manolo Rodriguez dice:

      Hola María. Muchas veces también no hacemos un comentario, yo me incluyo, porque no tenemos mucho más que añadir. Saludos.

  • Frenchy dice:

    Podría ser que los likes y Fav resten un poco los comentarios en el blog, aunque creo que es normal ya es mucho más fácil pulsar un botón que pensar un comentario, es que somos muy vagos jajaja y a veces. como bien dices, no tenemos más que añadir y con un retuit o un me gusta estamos indicando que gusta contenido 🙂

    • Manolo Rodríguez dice:

      Hola Frenchy

      Tienes toda la razón. Escribí el post más por desahogo que otra cosa. No era por echarle la bronca a nadie. Era para pedir ‘unpocodeporfavor’ que los lectores dejasen algún comentario en los post, que a veces parece que no hay nadie ahí leyéndolo.

      Pero eso, solo fue un desahogo.

      Por cierto, gracias por dejar el comentario 😉

  • Rita dice:

    Excelente post! y muy cierto lo que dices, es lo mismo que yo pienso ya que tengo varios blogs y éstos reciben visitas todos los días, muchas pero poquísimas personas se animaron a dejar su comentario en algún post. =(
    La verdad no se si tienen miedo, no saben cómo se maneja un blog, no les interesa o de plano y como dices son mancos jaja porque para decir ”no puedo comentar” es imposible… uno se dedica a tener las cajas más variadas en lo posible para que comenten desde el sistema que utilicen pero de todas formas lo ignoran ¬¬ yo creo que es culpa de las redes sociales, antes no existían y los blogs junto a los foros eran sitios que se colmaban de comentarios así recién hayas comenzado y tu blog no se viera con un diseño ”profesional”.. había mas interacción que épocas doradas =’)
    saludos desde Argentina!!

  • Pilar dice:

    No puedo estar más de acuerdo… por supuesto, compartido 🙂
    Saludos

  • Estoy bastante de acuerdo con lo que dices. Yo sufro en mi web precisamente esto de lo que hablas. Miro las estadísticas y veo que la gente me lee pero los comentarios suelen ser escasos y de personas con las que interactuo mucho en redes sociales desde hace tiempo…
    La comparativa con el romance entre Dominguín y Gardner no me ha gustado mucho siendo honesta pero bueno…
    La verdad es que a todos nos gusta un comentario y a mí me da igual si es más o menos positivo lo importante es sen sincero y no decir siempre “¡me gusta!.
    Estás invitado a mi blog…
    Saludos.

  • Ester dice:

    Estoy completamente de acuerdo con esta entrada. Está bien dar “Me gusta” en FB o en Twitter, pero no nos quedemos sólo ahí. Tampoco es necesario comentar cada entrada que lees, habrá algunas en las que no tengas nada que decir… ¡pero que el silencio no se convierta en costumbre!
    Olé por esta entrada, y en honor a mis principios, no podía evitar dejar un comentario.

  • Hola, Manolo:

    Por mi parte, estoy convencido de que influyen dos razones. En primer lugar, las redes sociales favorecen los comentarios cortos y más informales (quizás porque lo tomamos como si fuese nuestro entorno); mientras que normalmente tendemos a afinar un poco nuestra escritura cuando comentamos en blogs. Por otra parte, creo que alguien decide no comentar en un blog cuando considera que invertirá más tiempo en rellenar los campos que en redactar el propio comentario.

    Yo soy activista por los Derechos Animales y, curiosamente, ninguno de mis seguidores comenta en mi blog. Entran desaforadamente; pero todo me lo mencionan a través de las redes sociales. Sólo suelen comentar quienes entran a sin conocerme de nada o por medio de las búsquedas orgánicas de Google u otro buscador.

    Hagamos cuanto hagamos gracias a diversos plugins, difícilmente un blog consigue brindar esa enorme facilidad para seguir las conversaciones que caracteriza a las redes sociales.

    Me gustaría recomendar una red poco conocida: Quitter. Un proyecto formado por apasionados del software libre.
    Asimismo, si alguien quisiera comentar la ética para otros animales en el siguiente artículo le estaría muy agradecido: http://elguardiandeloscristales.com/wordpress/el-principio-de-igualdad-para-otros-animales/

  • Juan dice:

    Es cierto. Parece que hay mucho Dominguín. Vivimos apresuradamente, leemos demasiado de prisa y pocas veces tenemos tiempo para matizar, debatir o simplemente dejar constancia de que hemos pasado por el blog que acabamos de leer . De todas maneras, tengo la impresión de que ahora se leen menos los blogs de que se leía hace unos años tal vez porque hay menos “agregadores” de blogs o porque el lector se hace más “vago” y prefiere leer una frase corta que un texto largo.

  • Hola Manolo Rodríguez,

    Gracias por esta reflexión. Yo personalmente no había establecido una relación porque cada vez parece más difícil conseguir un comentario en cualquier sitio, Redes Sociales incluidas.
    Tener un blog o publicar en cualquier sitio es difícil y duro porque casi nadie comenta y no sabes si tu trabajo no ha gustado o qué pasa. ¡Con el tiempo que necesita!

    Gracias! Un saludo,

    Jano Montalvo

  • Toda la razón del mundo, está claro que hay que tener presencia en las redes sociales, pero en ocasiones la interacción se queda en el like, el retweet y ni siquiera entran al blog dándole al enlace.

  • Te doy toda la razón del mundo,yo poco a poco lo estoy llevando a cabo desde hace un tiempo pues anteriormente poco lo hacía sinceramente pero al igual que a mi me gusta que me comenten las entradas yo intento comentar todas las que leo aunque no siempre tenga mucho tiempo para ello y si,tienes también mucha razón al decir que los MG y los RT matan a los comentarios porque muchas veces ni se han molestado verdaderamente a leer dicho post y con darle a ese botón se sienten cumplidos… Un Saludo y buen post 🙂

  • Sandra dice:

    Hola! El post es sencillamente espectacular. Directo, divertido y sincero (como el mismo Dominguín tras la faena). Gracias por compartir tus conociemintos, experiencias y también las fustraciones por recibir menos achuchones que los que mereces. Hasta la próxima!

Responder

Tu dirección de mail no será publicada


*